Alberto Benavides Ganoza

7/05/2007



POEMAS:

Poemas del Libro AL PIE DEL DESIERTO


Ullujaya

En este silencio
que era de los chaucatos,
que anuncian la víbora,
construiste con épica de la pura
este templo a la soledad
lejos de quienes reparten la culpa.

Te bendigo irrigador de pampas
Maestro del agua,
Yaku Tayta máximo,
verbo para irrigar inteligencias,
caminante, caminante, caminante,
Pedro Carlos Cabrera Darquea.


Harawi

He oído al viento silbar
huaynos alegres en Samaca
harawis que no se escuchan hace mucho tiempo
huaynos que no hablan
de orfandad ni olvido
sino del gozoso apareamiento
de la tierra con el cielo.
Y te he recordado
niña de ojos negros.


LA ESPERANZA ESTÁ EN LAS MANOS

Para Juan Bonilla, hacedor

1

La esperanza está en las manos
que siembran,
en los dedos extendidos como surcos
donde resbalan semillas poderosas
y en el pulgar que las cuenta
y en tus ojos atentos, muchacho,
siguiendo al buey y al arado
sobre la tierra húmeda y surcada.

2

Y la esperanza está en las manos
que hilan,
en los dedos que hacen girar la puchka
imagen del planeta mismo, girando,
y en la trama que tejen
tus ojos inteligentes, muchacho,
con algodones y lanas
en el telar y la calhua.


Y la esperanza está en las manos
que tocan
y entregan el amor y la amistad.

La esperanza está en las manos
que hacen,
en los ojos inteligentes
que hacen.


María García

Me enamoré de ti
juntito a la Huacachina,
María García –teníamos 16 años-
y me puse a temblar
delante de tus ojos de gata
y tu divina voz y tu belleza.
La música era de Cat Stevens.

Me enamoré totalmente
fui tocado por los dioses
juntito a la Huacachina.
Anduve como zonzo esperando verte
tristísimo, caminando.

Me paralicé delante de ti
y no pude hacer nada de nada.
La próxima vez
si en otro episodio del universo nos encontramos
ya sabes,
María García
toma tú la iniciativa.



Hinaptin huaqcha purichkanchik
(entonces desposeídos caminamos)

Dios no nos dio nada.
Puso en la tierra árboles de frutas
diversas y aves, perros, monos y caballos
y peces en las aguas.

Y nos puso a nosotros
para tener a quién se le ocurrieran cosas.

Y tampoco hemos heredado nada
en el despropósito del pasado.
Todo tenemos que hacerlo de nuevo
como cada año el río.

Entonces desposeídos caminamos
como quien mira llegar el río
y ya piensa en sembrar.



BIO/BIBLIO:

Nací en Lima en 1949. He sido profesor en la Universidad Católica del Perú por veinticinco años. Abjuro, sin embargo, del catolicismo y de todo dogmatismo.
Mi ocupación principal es desde hace doce años la agricultura. Fundé en 1995 la Escuela Libre Puerto Huamaní en el valle bajo de Ica (a 400 kms. al sur de Lima). Ahí vivo y ahí escribo mis textos. En 1983 fundé Antares, artes y letras que promueve un Festival de Poesía (El Patio Azul) y una revista literaria (Umbral).
Tengo cuatro hijos ya adultos, con todos los cuales tengo magnífica conversación. Viven mis padres a quienes admiro y venero.



MENCIONADO POR:

Helmud Jerí, Raúl Mendizábal, Guillermo Nolasco, Anahí Vásquez-de-Velasco



MENCIONA A:

César Panduro, Don José Ruiz Rosas , Don Manuel Acosta Ojeda

3 comentarios:

  1. CakePHP -es dijo...:

    hola, uno de mis apellidos es calhua, leo que lo citas en uno de tus parrafos.. podrias decirme su significado? estoy en busca de los origenes de mi apellido :D gracias. muy bonitos los versos tuyos. :D Gracias

  1. carmen dijo...:

    hola alberto !
    te acuerdas de mi?
    me encanta tu poema a maria garcia

  1. Lina dijo...:

    buena participacion en buenos dias peru... muy pensante buena filosofia de vida, ojala q sea omo soñamos un pais de mayor felicidad y justicia